7R de la sustentabilidad: Rediseñar, Reducir, Reutilizar, Reparar, Renovar, Recuperar y Reciclar

En Gester, como especialistas en maquinaria para el reciclaje de plástico, estamos especialmente comprometidos en todo lo relacionado con los flujos de fabricación sostenibles y respetuosos con el medio ambiente.

En nuestra filosofía de trabajo hemos interiorizado una serie de pautas que nos permiten ofrecer a todos nuestros clientes una serie de productos con el objetivo de poder alcanzar el cambio hacia una economía circular.

Aprovechamos que en el mes de mayo (17 de mayo) se conmemora el día mundial de reciclaje, para tratar consignas de alcance mundial para alcanzar los objetivos de planeta sustentable.  

A continuación, desarrollaremos los distintos puntos de la regla de las 7R. Prepárate para saber todo lo que tu empresa logre ser mucho más respetuosa con el medio ambiente.

Solo con reciclar no alcanza.

Los datos arrojados y la experiencia de programas específicos desarrollados en distintas ciudades del mundo, entre ellas Madrid, dan a cuenta que solo con reciclar no es suficiente.

Antiguamente había una regla conocida como las 3R. Estas significan: Reduce, reutiliza y recicla.  Con el tiempo, los nuevos estudios e innovaciones arrojaron necesariamente nuevas metas a alcanzar. Por lo cual a la esa regla de las 3r se le añadieron 4 acciones más.

Las 7 R DEL RECICLÁJE

·       Rediseñar

Más allá de los diferentes procesos de fabricación industriales, en los que no se tenía en cuenta el impacto de la huella ecológica, la perspectiva debe cambiar de manera drástica.

Con independencia de la naturaleza de la empresa, conviene repensar todos tus procesos de diseño. Con el objetivo de fomentar la sostenibilidad por medio del uso de materiales que permitan su posterior reciclado.

·       Reducir

El consumo es uno de los principales aspectos que deben centrar tu atención. Apuesta por fábricas que reduzcan el consumo energético, así como la generación de desperdicios.

En el consumo está una de las claves para lograr la tan ansiada transición hacia otro tipo de economía.

·       Reutilizar

La mayoría de los productos que utilizamos en nuestro día a día pueden cumplir una segunda función. Antes de tirar cualquier producto de tu nave industrial o de tu oficina y sustituirlo por otro, plantéate si éste puede obtener otra funcionalidad.

·       Reparar

Cualquier acción, por pequeña que sea, cuenta, vivimos rodeados de productos que, en cuanto presentan un mal funcionamiento, son sustituidos por otros.

Aquí es donde nosotros como empresa, damos nuestro aporte más valioso. Lograr dotar a la maquinaria de un uso extendido, alargando su vida útil dentro de la cadena de consumo.  

En Gester somo expertos en maquinaria de segunda mano. Nos encargamos de nutrirnuestro catálogo de maquinaria rehabilitada que puede brindar un trabajo totalmente efectivo y de calidad para tu empresa. Recuerda que comprar maquinaria de ocasión da  mayor rentabilidad, menor devaluación.

Como puedes ver dependiendo de cada rubro, es posible contar con reparaciones que proporcionarles una segunda vida útil a los productos. Esto es un gran aporte para un ecosistema renovable.

·       Renovar

Trata de actualizar todos aquellos productos que compraste y que, por diferentes motivos, decidiste no utilizar. Una limpieza a fondo puede ser más que suficiente para conseguir que cualquier producto que se encuentre presente en tu fábrica pueda volver a servir para aquello para lo que fue creado.

·       Recuperar

La sexta regla de este circuito de sustentabilidad está muy relacionada con el concepto de rediseñar. Si logras recuperar todos los desechos que tu empresa genera en su proceso productivo y reutilizarlos como materia prima, serás capaz de crear nuevos productos con una mínima huella ecológica.

·       Reciclar

Así llegamos al último eslabon de las 7 R.

Un buen reciclaje empieza con una adecuada separación de los materiales. Separa los desperdicios de acuerdo a que sean orgánicos, plásticos, vidrios y papel o cartón y dedica un contenedor para cada uno de ellos.

De esta manera, lograrás ayudar al medioambiente, disminuyendo el proceso de contaminación y de explotación de los recursos naturales y a su vez facilita el proceso de selección de materiales para ingresar al proceso de reciclaje.

En una economía circular con aportes invaluables a la sustentabilidad, los protagonistas somos todos.

People sorting garbage for recycling

Conseguir que tu empresa interiorice el modelo de economía circular en vez de lineal es fundamental. Para el aprovechamiento de los recursos disponibles y la reflexión de cómo conseguir ser mucho más respetuoso con el medio ambiente, la clave es entender cuáles son las acciones concretas que lo llevarán a cabo. De esto trata las 7 r.

Redefine todos tus procesos y eleva el compromiso de tu organización a un nivel superior.

Si te decides por equipar tu empresa de reciclaje con maquinaria de segunda mano, no dudes en comunicarte con nosotros. Nuestros expertos te asesorarán.

¿En qué consiste el proceso de Peletización del plástico?

Como lo hemos contado en artículos anteriores, en una planta de reciclaje se llevan a cabo distintos procesos, en anteriores artículos hemos hablado de la separación, de la trituración y de la extrusión, por lo que ahora llega el momento del proceso final, la peletización.

En este nuevo artículo te mostraremos en que consiste este proceso tan importante en la cadena de reciclaje de plástico.

¿En qué consiste el proceso de peletización?

En un término general, la peletización es el proceso de compresión de un material en forma de un granulo o “pellet”, para así facilitar y mejorar su procesamiento o moldeo final que derivará en nuevos productos plásticos.

Dentro de todos los procesos en los cuales pueden ser sometidos los diferentes tipos de plásticos, hay un proceso el cual se aplica también a muchos otros materiales como el acero, madera y hasta cierto tipo de alimentos, este proceso es conocido como reducción de tamaño o peletización. 

Este material obtenido sirve de materia prima para producir nuevos productos plásticos, por lo que todo material peletizado debe poder garantizar un producto final de alta calidad del cual se pueda obtener un valor agregado

¿Qué procesos son utilizados para la peletización?

En la variedad de maquinarias que hay en el mercado, hay 3 procesos que son utilizados para producir pellets:

1.      Peletizadores de hebras o filamentos

En la peletización de filamento, luego de pasar anteriormente por los procesos de triturado, lavado y de extrusión, el PET derretido sale de la maquinaria peletizadora en forma de hilos o hebras que son introducidas en la máquina de enfriamiento donde entran en contacto con el agua. Luego se envían a la máquina de secado, donde se busca retirar el exceso de humedad que se acumula en el pellet.

Así, los filamentos de 2 a 4mm de diámetro, ingresan a la tallarina peletizadora y son cortados por una cuchilla giratoria para obtener como producto final, pequeños cilindros cortados en ángulo recto.

En resumen, el polímero se corta en pellets después de que se haya enfriado y solidificado.

2.      Peletizadores de anillo o dado de agua

En los peletizadores de anillo de agua, el polímero fundido fluye en múltiples orificios dispuestos en un patrón circular y se corta en pellets a medida que salen del cabezal. El corte se realiza mediante una serie de cuchillas giratorias que también están dispuestas en un patrón circular. De esta manera, los pellets son redondeados pero planos, similares a las tabletas de aspirina y una vez cortados se lanzan hacia un anillo de agua. Para aprovechar un mayor enfriamiento, son transportados por un canal de agua hasta llegar a un secador centrífugo.

La cara del cabezal está hecha de metal endurecido, por lo que el desgaste tiene lugar principalmente en las cuchillas

3.      Peletizadores bajo agua

El peletizador bajo agua, es un peletizador que corta el polímero fundido en pellets a medida que sale de los orificios del cabezal, que están dispuestos en un patrón circular. La diferencia crucial con el peletizador de anillo de agua (también con corte al final del cabezal) es que la cámara de corte está completamente llena de agua, de modo que las gotas de polímero se sumergen en agua cuando salen de los orificios del cabezal. Los pelets tiene forma esférica.

Es el sistema de peletizado más complejo y tiene el mayor costo de inversión de las 3 opciones. Pero también hay que destacar que ofrece ventajas sobre otros sistemas de peletizado como la mayor posibilidad de automatización, el alto poder de rendimiento, mayor vida útil de las cuchillas y el alto grado de consistencia en la geometría de los pellets.

Peletización del PET

En la peletización del PET, hay que transformar las hojuelas trituradas y lavadas en gránulos transparentes, esto se realiza a través de la aplicación de calor en un tiempo determinado. El PET es un polímero termoplástico, esto significa que cuando se somete a distintas temperaturas, o energía calorífica, puede cambiar su estado en liquido o sólido. Por lo general tienen 2 temperaturas de cambio.

  • Uno es donde cambia su condición a transparente que es cuando se lo expone a 80º a 90º grados.
  • Y para que cambie su forma de estado sólido a líquido se debe llevar el material a 230º o 240º grados.

Evita deficiencias en el funcionamiento de la peletizadora.

Para garantizar la calidad del producto obtenido, hay que verificar si la forma del pellet es correcta. Hay un caso particular que es una deformidad en la corte llamada “cola”.

Una cola es una protrusión en el borde de un pellet que parece un desgarro en la parte inferior del corte, donde el aparato de corte ha fallado en hacer un corte nítido y limpio. Como ya lo indicamos anteriormente, un pellet cortado correctamente en una peletizadora de filamentos debe ser un cilindro en ángulo recto. Las colas se pueden diagnosticar en general como un problema de corte.

  • Para las líneas de filamentos, cambie el rotor para proporcionar un borde de corte afilado fresco y cambie la cuchilla para proporcionar un filo de corte fresco.
  • En líneas bajo agua, inspeccionar la placa del dado, porque las colas son a menudo causadas por mellas y ranuras. Asegúrese de revisar cada hoja para garantizar que no haya mellas.

Recuerda siempre que realizar un mantenimiento preventivo de tu maquinaria evitará pérdidas de tiempo y dinero.

En Gester contamos con la maquinaria de segunda mano de reciclaje necesaria para realizar el proceso de peletización de forma eficiente y segura. Así mismo contamos con elservicio de afilado de cuchillas para mantener tu maquinaria en condiciones y no afectar tu productividad.

 Si buscas asesoramiento para comprar maquinaria de ocasión no dudes en contactarte con nuestros expertos, ellos te ayudaran.

Planta de clasificación de residuos ¿Qué es y cómo funciona?

En anteriores artículos, hemos hablado sobre como montar una planta de reciclaje y las ventajas de hacerlo utilizando maquinaria de ocasión. Pues bien, en este  artículo nos centraremos en una etapa esencial previa por la que transitan los distintos residuos antes de su reciclaje, su separación en una planta de clasificación

¿Qué es una planta de clasificación?

Una planta de clasificación o centro de clasificación de residuos es una instalación con diversidad de maquinaria automática y procesos manuales que tiene el objetivo de separar las fracciones recuperables según el tipo de residuo y para luego compactarlos y enviarlos a la planta de reciclaje.

La primera clasificación se realiza en casa

Antes de que los residuos sean recogidos y lleguen al centro de clasificación, ya se realiza primera separación que es de vital importancia y del cual nosotros somos protagonistas.

Los residuos urbanos procedentes del ámbito doméstico, se clasifican mediante la colocación de contenedores, gestionados por el Ayuntamiento que corresponda, para su posterior recogida. Veamos cómo funciona:

Contenedores amarillos: Recogida selectiva de envases, se depositan por ejemplo envases de plástico, briks, latas de aluminio, bolsas de plástico, bandejas de poli estireno, demás derivados plásticos.

Contenedores azules: Aquí se depositan todos los cartones y papeles para su posterior reciclaje.

«Iglús» verdes: se depositan todos los envases de vidrio limpio y sin tapones ya que el vidrio es 100% reciclable.

Contenedores Marrón: aquí es donde se deposita toda la fracción orgánica. Restos de alimentos como pieles de frutas, espinas de pescado, plantas, cascaras de huevo o posos; o servilletas y papel de cocina usados

Contenedor Gris: aquí es donde se deposita resto. Juguetes, biberones, chupetes, utensilios de cocina, pañales, objetos cerámicos, compresas, arena para mascotas, pelo, polvo, colillas, etc. Es decir, todo aquello que no puede ser reutilizado.


¿Como funciona una planta de clasificación de residuos?

Si bien, existen diferentes plantas de selección, en este caso nos centraremos en las plantas de clasificación de los residuos no orgánicos, procedentes de la recogida selectiva de los contenedores amarillos (envases de plástico, briks, botes metálicos férricos o de aluminio y bolsas de plástico)

El esquema básico de estas instalaciones de clasificación o selección se puede dividir en 4 zonas de trabajo:

1.      La zona de recepción de residuos

Los camiones, que traen consigo los residuos provienen de la recogida selectiva, llegan a la instalación de selección. Primeramente, atraviesan el control de accesos y la báscula donde se hace el control de pesaje. Luego en la zona de recepción, los residuos voluminosos no plásticos, son separados por un operario en un contenedor. Lo que quede, ira a alimentar la línea donde se realizará la selección efectiva.

2.      Zona de separación de materiales.

Existen variadas opciones de selección:

  • Selección manual: los residuos pasan a través de una cinta o sinfines de manera continua. Los operarios son los encargados de seleccionar manualmente aquellos residuos fácilmente reconocibles. Los distintos tipos de plástico se separan en distintos silos.
  • Selección granulométrica: el objetivo de esta sección es separar los residuos por tamaños; esto se consigue gracias a un trommel, que es un cilindro de malla que va girando y cuya misión es extraer los materiales de las bolsas para las operaciones de selección.
  • Proceso de separación de Bricks: Para este proceso,se utilizaun separador de inducción que retira el material de aluminio aprovechando su comportamiento ante las corrientes de Foucault.
  • Proceso de selección de Envases metálicos: Los materiales férricos se seleccionan mediante un separador que posee un Imán electromagnético situado sobre la cinta transportadora.

3.      La zona de prensado y embalaje 

Los productos clasificados y recuperados se compactan mediante la utilización de prensas hidráulicas.  De estas se obtienen balas con las densidades adecuadas para el almacenamiento.

1.      La zona de almacenamiento de materiales 

Esta zona tiene por objeto almacenar los diferentes tipos de residuos prensados y totalmente optimizados para el posterior transporte.

¿Qué pasa con los residuos rechazados en el proceso?
El material de rechazo de la instalación es empaquetado según su tipo y almacenado en contenedores para luego enviarlo al vertedero.

De esta manera acabamos con nuestro artículo plantas de selección. Recuerda que en Gester poseemos toda la maquinaria de ocasión para reciclaje para el equipamiento de una planta de clasificación de residuos. Somos una empresa con 30 años de experiencia en el sector de la maquinaria para plásticos. Si necesitas asesoramiento, contacta con nosotros, nuestros expertos están para atenderte. 

¿Crear de nuevo? Qué productos surgen del reciclaje de plástico

Como ya se sabe, hay muchos tipos de plásticos y su utilidad es de lo más variada. Con el avance de la tecnología se han logrado utilizar nuevas maquinariasque permiten un proceso de reciclaje por el cual el plástico puede ser transformado tanto en el mismo producto que era anteriormente, como en otro de función totalmente diferente.

Pero ¿De qué depende este proceso? ¿Todos los plásticos se pueden reciclar? ¿Cuáles son los productos derivados de reciclaje del plástico? En este artículo responderemos estas preguntas y mucho más.

Empecemos por el principio, no todos los plásticos se pueden reciclar.  Dependiendo del tipo de plástico utilizado hay distintos procesos que permiten que este material, mediante el uso de maquinaria especializada en reciclaje, se transforme y pase a formar parte de un nuevo uso como puede ser: Mobiliario urbano, menaje o incluso ropa mediante la obtención de fibras hiladas de poliéster que permiten tejer prendas.

¿Cómo identificar el tipo de plástico?

Todo objeto de plástico viene marcado con el Código de Identificación Plástico.

Este código consta de un número que sirve para identificar el tipo de resina y una serie de letras correspondientes a las siglas del tipo de polímero plástico. Actualmente hay siete, y los marcados del 1 al 6 son reciclables de una forma relativamente fácil.

Productos según tipo de plástico

1. PET o PETE (Polyethylene terephthalate – Tereftalato de polietileno). El PET es uno de los plásticos reciclados más utilizados. Su uso es frecuente en todo tipo de botellas de agua, refrescos y otras bebidas.

1. PET o PETE (Polyethylene terephthalate – Tereftalato de polietileno). El PET es uno de los plásticos reciclados más utilizados. Su uso es frecuente en todo tipo de botellas de agua, refrescos y otras bebidas.


2. PE-HD o HDPE (High-density polyethylene – Polietileno de alta densidad). Este tipo de plástico reciclable es frecuente en envases para lácteos, zumos, champús, perfumes, botes de detergentes líquidos…


3. PVC (Polyvinyl chloride – Policloruro de vinilo). Plástico muy utilizado para embalar elementos no alimenticios (por su toxicidad), tuberías, aislamiento de cables eléctricos o la fabricación de discos de vinilo.


4. LDPE (Low density polyethylene – Polietileno de baja densidad). Se utiliza este tipo de plástico para bolsas de congelación de alimentos, botes exprimibles (como por ejemplo el kétchup), tapas flexibles o bolsas de basura.


5. PP (Polypropylene – Polipropileno). Es uno de los plásticos más utilizados en la industria automovilística y en la construcción. Puede encontrarse en carcasas de baterías de coche o en embudos para gasoil.


6. PS (Polystyrene – Poliestireno). Se utiliza en vasos, platos, bandejas o envases de comida para llevar.


7. (Otro). Con el número 7 y la letra O se marcan otros tipos de plásticos diferentes, que por lo general no se pueden reciclar.


El recorrido de botella de plástico hasta su reutilización.

El envase plástico llamado técnicamente PET, luego de su uso, es el que debería estar destinado a terminar en el contenedor amarillo, que puedes encontrarte por las calles de tu pueblo o ciudad.

Este plástico PET posee unas características específicas, que una vez hecha su recogida de los contenedores, será expuesto a diversos procesos llevados a cabo mediante maquinaria de reciclaje especializada para su posterior transformación:

  1. Selección: Todo comienza con el proceso de selección, una vez separado los envases de otros productos, son enviados a la máquina trituradora.
  2. Triturado: Las piezas se rompen y desmenuzan a través de trituradores. El plástico triturado se envía mediante lavado y posterior secado.
  3. Lavado: Una vez triturado, el plástico se introduce en unos lavaderos que posee unas aspas. Estas remueven el agua de manera que el plástico quede mojado totalmente y en el fondo de los lavaderos quedarán depositadas posibles impurezas.
  4. Secado y centrifugado: El material extraído de los lavaderos pasa a las centrífugas donde además de hacer las funciones de secado eliminarán por completo cualquier impureza.
  5. Extrusionado: El cuerpo central de la maquina extrusora se compone de un largo cañón que, mediante el calor y la fricción de su eje interior, permite el plastificado de todas las partículas antes creadas dando lugar a una masa uniforme.
  6. Granceado: El plástico sale por la cabeza de la extrusora en forma de monofilamentos o hilos que son enfriados poniéndolos en contacto con agua. Los hilos, posteriormente pasan a una tallerina, donde son cortados por una cuchilla giratoria. De este proceso obtenemos el grano o granza adecuado para su posterior reutilización.

Productos derivados del rPET

Una vez transcurrido todos los procesos el plástico PET pasa a llamarse rPET y servirá para fabricar: nuevas botellas, láminas, bandejas de envases, o flejes de sujeción para embalar, ropa, zapatillas, gafas de sol, alfombras y bloques para paredes entre otras. Y si bien para uso alimentario solo puede utilizarse una sola vez, para otros usos, puede reciclarse en múltiples ocasiones.

Maquinaria de segunda mano para favorecer la economía circular.

Utilizar maquinaria para reciclaje de segunda mano, además de dar acceso a empresarios a máquinas de buenas marcas a precios competitivos reduce el costo medioambiental que conlleva su fabricación. Esto contribuyen a alargar la vida útil de la maquinaria y de esta forma se contribuye a la expansión de una “Economía Circular”, donde el objetivo fundamental es reparar, reutilizar y reciclar. Este nuevo modelo, no sólo es visto como una oportunidad económica para las empresas, sino como una estrategia de futuro, en el que ganarán quienes consigan re-pensar su modelo de desarrollo.

En Gester, contamos con más de 30 años de experiencia en el sector de maquinaria para plásticos. Poseemos el más completo catálogo de maquinarias de ocasión para reciclaje, contáctanos y recibe asesoramiento personalizado de nuestros profesionales.

Maquinaria de Ocasión: Como montar tu empresa de reciclaje PET

Entre algunos otros factores, la utilización indiscriminada de plásticos, en prácticamente todas las industrias, ha llevado a que la contaminación del agua y la tierra alcance niveles altos, que afectan a muchas especies, incluida la humana.

Uno de los mayores desafíos con los que se enfrenta nuestra sociedad hoy, es frenar la crisis medioambiental que se presenta como inminente.

Las políticas de protección del medio ambiente apuntan a la reducción, la reutilización y el reciclaje de los plásticos, como las acciones clave para producir un cambio de rumbo, hacia un futuro sostenible.

Es por ello que cada vez se hace más necesaria la inversión en plantas de reciclaje. Sin embargo, nos preguntamos cómo hacer de éste un negocio rentable.

Una forma de lograrlo es montar una empresa de reciclaje con maquinaria de ocasión, que se encuentre en perfecto estado y que cuente con servicio técnico especializado, para su correcto mantenimiento.

En Gester queremos compartir las claves para montar una empresa de reciclaje PET

A continuación vamos a hablar de los principales puntos que tenemos que tener en cuenta para iniciarnos en este tipo de negocio:

  1. Materia prima: debemos tener en cuenta qué producto queremos comercializar.
  2. Localización: En este punto es necesario tener en cuenta el tamaño, su cercanía con sectores urbanizados y su accesibilidad para el factor logístico.
  3. Maquinaria: este punto es imprescindible. En ocasiones, asociamos calidad con productos caros o sin usar. Sin embargo, puedes hacerte con maquinaria de ocasión para iniciarte en el mundo del reciclaje, obteniendo un óptimo rendimiento productivo  y rentabilidad. La maquinarias principales de reciclaje PET para que una planta funcione en todos los procesos suelen estar compuestas por: Una trituradora,  un lavadero y una extrusora.
  4. Espacio: Se debe tener en cuenta en proporción de la maquinaria y su proceso de producción la distribución de los espacios del recinto con el fin de lograr una dinámica fluida, tanto para el funcionamiento como para el personal que lo lleve a cabo. Un diagrama del circuito podría ser de la siguiente: Transporte de residuos>Moliendo y limpieza>trasporte a tolva de separación>separación de solidos>trasporte a tolva de enjuagados>enjuagado de los trozos PET>trasporte al proceso de secado>secado>trasporte para el proceso mecánico y químico>Proceso mecánico y químico URRC>transporte para el proceso de peletizado>proceso de peletizado>trasporte para el proceso de envasado>envasado de pellets (generalmente se utilizan bolsas de 25kg)>trasporte de producto terminado al almacen.
  5. Personal: Rodearte de buenos profesionales, especialistas en el sector, es clave para el éxito de tu negocio. Planea cuántos trabajadores necesitas y qué funciones realizará cada uno. Distribuye del tal forma que el trabajo sea equilibrado y optimizado para lograr la mejor calidad del producto final.
  6. Estudio de mercado: Este apartado resulta fundamental para insertarse de la mejor forma al mercado que se desee y tener continuidad. Defina quiénes son tus clientes potenciales y cuáles son las empresas de la competencia.
  7. Presupuesto: organiza el dinero que vas a necesitar para iniciar la empresa según las necesidades acorde al servicio teniendo en cuenta los puntos anteriores.
  8. Estrategia de marketing y comunicación: La estrategia de información y comunicación permanente posicionará la identidad de la empresa. Los canales de comunicación además de detallar los servicios para potenciales clientes tambien podrán utilizarse para informar sobre  aspectos relacionados al cuidado ambiental y sensibilizar a los miembros de la comunidad en aspectos relacionados como la gestión de residuos.

Punto Extra: Revisa las subvenciones y ¡aprovéchalas!

Los países ponen en funcionamiento sistemas y ayudas para aquellas personas que se embarcan en negocios destinados al reciclaje. Además, muchos de ellos también ayudan a los emprendedores.

Acércate a tu ayuntamiento e infórmate, ¡no olvides exprimir al máximo esa oportunidad para tu negocio!

En Gester podrás obtener toda la maquinaria necesaria para montar tu empresa de reciclaje PET. Nuestros profesionales especializados en el sector te asesoraran, productos de calidad garantizada y el mejor servicio post venta.

3 de julio – Día internacional sin bolsas de plástico

En Gester somos expertos en la gestión de termoplásticos, conocemos en detalle la utilización de los plásticos, sus procesos de reciclaje y también tenemos presente la implicancia que este material tiene sobre el medio ambiente.  

En este sentido, queremos aprovechar que el 3 de julio se conmemora el Día internacional sin bolsas de plástico, para aportar nuestro granito de arena concientizando sobre los peligros del uso indiscriminado de dicho material.

Normativa

El pasado año entró en vigor la normativa de reducción de bolsas de plástico en España. Este Real decreto obliga a los establecimientos a cobrar una tasa disuasoria por las bolsas de plástico entre 15 y 50 micras. Si bien es un paso correcto para desalentar su utilización, la iniciativa original propone concretamente la eliminación definitiva de la utilización de bolsas de plástico de un solo uso. Se cree que dicha normativa podría ponerse en marcha para 2021 en conjunto con la obligatoriedad de la utilización de bolsas biodegradables.

Implicancias en la salud y el medio ambiente

Las bolsas de plástico tardan aproximadamente 150 años en degradarse,  pero lo peligroso es que no desaparece integralmente luego de esta transformación, sino que quedan tanto en el aire como en el agua  y la tierra.

Las afecciones que puede provocar en el cuerpo humano, son producidas por el ingreso de las partículas de plástico por vías nasal, bucal, absorbidos por la piel, o consumidos dentro de los alimentos. De esta forma alteran las células y las estructuras celulares.

Por otro lado los océanos son los más afectados por este proceso. Allí se termina formando una especie de «sopa plástica» que los seres vivos que viven en el ecosistema, terminan asimilando como comida. Esto les provoca intoxicaciones severas o en la mayoría de los casos el resultado termina siendo mortal. Las tortugas o los delfines son los principales dañados por las bolsas de plástico que invaden su espacio, provocándoles ahogo o asfixia.

Proceso de reciclaje

Para lograr el reciclaje de las bolsas de plástico, el material debe ser sometido a distintos procesos hasta poder ser reutilizado nuevamente.

Primeramente, una vez recolectadas las bolsas de plástico, son introducidas en prensas que las convierten en paquetes para que puedan ser transportados a las plantas de reciclaje. Para esta etapa, en Gester disponemos de prensas de ocasión  horizontales, verticales, hidráulicas, de todas las marcas y con diversas características.

La segunda parte del proceso consiste en el tratamiento del plástico para transformarlo  en otro producto.

En este paso intervienen:

 –Molinos trituradores.  El plástico es ingresado a la máquina y triturado en pequeñas piezas.

Lavaderos de plásticos Una vez triturado, el plástico se introduce en unos lavaderos industriales. Unas aspas remueven el agua de manera que el plástico quede mojado totalmente y en el fondo de los lavaderos quedarán depositadas posibles impurezas como tierra, piedras, metales, cartón, PVC y cualquier otro material más denso que el agua.

Maquinaría de fabricación de granzas, compuesto, masters. Esta maquinaria resulta esencial para el tratamiento del plástico. El polietileno se corta en pequeños granos llamados genéricamente “granza” y normalmente se introducen en sacos de 25 kilos.

En la última etapa del proceso de reciclaje, los sacos que contienen estas granzas, son enviados a las fábricas de bolsas u otros materiales (cables, menaje del hogar, etc.) que lo utilizan como materia base de transformación siendo aptas para su utilización según las nuevas normativas.

Alternativas al uso de bolsas de plástico

Las cifras arrojan números por demás de preocupantes. En la Unión Europea 100 billones de bolsas de plástico son utilizadas por año y en España el número asciende a 144 bolsas por cada habitante por año. Solo se reciclan alrededor del 7% del total.

Algunas de las alternativas que se postulan son:

  • Bolsas de bioplásticos: Son polímeros naturales a partir de residuos agrícolas, celulosa o almidón de patata o maíz. Son 100% degradables, igual de resistentes y versátiles
  • Bolsas de plástico rígido de larga duración
  • Las bolsas de papel
  • Las bolsas de tela

Esta última supone la verdadera alternativa por su durabilidad y su nulo impacto ambiental, ya que las anteriores nombradas pueden provocar un desajuste colateral que termine dañando nuevamente el medio ambiente.

Consejos para minimizar el uso de plástico

Para lograrlo recuerda aplicar siempre la fórmula de las “3R” Reciclar, Reducir y Reutilizar.

  • Reutiliza envases en casa y en la compra
  • Evita usar pajitas desechables
  • Evita comprar fruta y verdura envasada con packaging de plástico
  • Compra productos a granel
  • Opta por productos y menaje sin plásticos

En nuestros almacenes poseemos un amplio catálogo con toda la maquinaria de ocasión necesario para realizar todos los procesos de reciclaje de las bolsas de plástico y así minimizar el impacto ambiental y favorecer a una economía circular.

Prensa hidráulica vertical. La solución para el tratamiento de residuos de tu empresa

Una prensa de residuos es un tipo de maquinaria de reciclaje que se utiliza para compactar o prensar materiales residuales como papel, cartón, plástico, latas, bidones, EPS, PET, textil, espumas, entre otros. Este tipo de prensa  es llamada hidráulica, debido a que sus pistones son de agua o líquidos diferentes.

En el sector industria actual se genera una gran cantidad de desechos que deben ser gestionados de la mejor manera. Para poder realizar esto hay 2 opciones posibles:

  1. Contratar un gestor de residuos que llegué hasta las instalaciones de la fábrica y los recoja. Esta opción, presenta como desventaja, que el coste de transporte aumenta considerablemente si se trata de residuos que poseen mucho volumen pero poco peso, como el cartón o el plástico.
  2. Adquirir una prensa hidráulica vertical compactadora de residuos.

La prensa hidráulica vertical es un tipo de compactadora muy utilizada en la industria debido a que presenta soluciones  de espacio, tiempo y dinero que resultan muy provechosas.

Partes principales

  • Un motor eléctrico
  • Un distribuidor
  • Un pistón hidráulico

Funcionamiento

Se deben introducir los residuos (plástico y cartón) en el interior de la maquinaria, una vez lleno el compartimiento central, se cierra la puerta principal. Al ser maquinarias motorizadas solo es necesario presionar un botón para que comience a compactar el material.  Podemos encontrarnos con prensas hidráulicas que tienen desde 2 toneladas de presión hasta las 50 toneladas de presión.

El resultado final es una bala compacta que dependiendo el modelo de prensa hidráulica, pueden pesar desde 40 a 600 kg.  Abriendo la puerta principal se expulsa el residuo prensado  y pueden ser retirados por ejemplo con una carretilla elevadora.  La reducción del material puede llegar a un 90%.

Ventajas de adquirir una de nuestras prensas hidráulicas verticales de ocasión

  • Económicas por su conveniente precio de venta.
  • Reducción de los costes de eliminación de residuos.
  • Mejor aprovechamiento del espacio de trabajo. Las prensas  hidráulicas verticales poseen un tamaño relativamente menor a una prensa mecánica. No es necesario que sean proporcionales a la presión que pueden ejercer.
  • Mayor comodidad para los empleados. Se puede conseguir apilar 200 kgs de residuo en menos de 1 metro cuadrado sin necesidad de contenedores.
  • Bajo coste de mantenimiento ya que su equipamiento es sencillo, posee un nivel de averías bajo y su reparación resulta económica.
  • Reduce considerablemente los tiempos en el proceso del tratamiento de los residuos, el ciclo de prensado es rápido y simple.
  • Mayor Rentabilidad debido a que los materiales ya se encuentran embalados, por lo que son mucho más valorados.
  • Higiene y seguridad en el tratamiento de residuos.
  • Bajo nivel de contaminación sonora, las bombas de presión producen un nivel de ruido muy bajo. Por lo que puede ser manipulada  sin necesidad de utilizar auriculares.
  • Menor impacto medioambiental al reducir la huella de carbono.

En Gester somos expertos en compra y venta de maquinaria de ocasión. Poseemos en nuestro catálogo las más óptimas prensas hidráulicas. Optimiza espacio y tiempo en el tratamiento de residuos de tu empresa  de una forma económica. Ofrecemos ayuda en la retirada, desmontaje, carga y transporte de la maquinaria, incluyendo gestiones de exportación.

Contáctanos para que nuestros expertos puedan  asesorarte.

PlastiCircle: Avances hacia una Economía Circular

La Economía Circular es un concepto económico que se interrelaciona con la sustentabilidad, y cuyo objetivo es que el valor de los productos, los materiales y los recursos se mantengan en la economía durante el mayor tiempo posible, reduciendo al mínimo la generación de residuos.

Propone un cambio estructural basado en  “reparar, reutilizar y reciclar” nuestros recursos, sustituyendo a los procedimientos “extraer, producir, usar y tirar” propios de una Economía Lineal.

En la actualidad, los Estados miembros de la UE producen por año más de 25.8 millones de toneladas de residuos plásticos y tan solo el 29.7% es reciclado y  el 63% del total de desperdicios plásticos que se producen corresponden a envases.

PlastiCircle

Es un proyecto centrado en el proceso de tratamiento de envases plásticos para lograr que el reciclaje sea más accesible, rentable y beneficioso tanto para la ciudadanía como para el sector profesional. Ha recibido financiación del Programa Marco de Investigación e Innovación de la Unión Europea Horizonte 2020 y cuenta con un veintena de socios. Si bien está pensado para aplicarse en toda la extensión de Europa,  actualmente se desarrolla en tres ciudades piloto, siendo una de ellas Valencia. Las siguientes son Alba Iulia en Rumania y Utrecht en los Países Bajos.

Este proyecto, de gran innovación tecnológica, consiste en la optimización de las 4 etapas del reciclado: Recolección – Transporte – Clasificación – Reprocesamiento.

  • RECOLECCIÓN

Se utiliza un sistema de recogida que implica el uso de contenedores inteligentes,  capaces de identificar la cantidad y calidad de los envases depositados. El objetivo es fomentar una mejor clasificación en origen y además, reducir la cantidad de basura generada.

  • TRANSPORTE

Los camiones cuentan con un sensor que indica el nivel de llenado de los contenedores, esto permite conjuntamente actualizar las rutas. De esta manera, se propicia el ahorro de combustible y costes asociados al traslado de la mercancía en el trayecto desde los municipios hasta las plantas de clasificación. También poseen un compactador a bordo para maximizar la cantidad de desechos transportados.

  • CLASIFICACIÓN

Utilizando maquinaria especializada se seleccionan los plásticos en diferentes fracciones para maximizar su aprovechamiento, ya que éstos solo se pueden reciclar si se separan correctamente.

  • REPROCESAMIENTO

La etapa final de reprocesamiento tiene como objetivo utilizar los residuos de envases en el desarrollo de productos diversos con valor agregado, como por ejemplo: piezas de automóviles, placas de espuma para turbinas eólicas y estructuras para techos, bolsas de basura, membranas, mobiliario urbano y asfalto.

Impacto en el Sector Industrial de Reciclado

Los beneficios de este sistema tienen gran un impacto tecnológico en el sector industrial de reciclado, ya que mejoran  la cadena de valor plástica, permiten una optimización en los equipos y procesos de producción de material reciclado y favorecen el desarrollo de productos innovadores basados ​​en materias primas secundarias.

PlastiCircle promueve la entrada al mercado de las soluciones diseñadas, a través de actividades de formación y sensibilización dirigidas a la ciudadanía, las instituciones y las empresas privadas. Esto genera una mayor competitividad del sector plástico de la UE en el mercado global y nuevas oportunidades de negocio.

Las empresas que utilizan maquinaria de segunda mano son un gran ejemplo de economía responsable en este sector. Con este nuevo modelo el objetivo es que todo se transforme y aproveche de nuevo. Reparando y rehabilitando máquinas de segunda mano contribuyen a alargar la vida útil dando la oportunidad a varias empresas de implementar un programa de reciclado de plásticos.

En Gester contamos con un amplio catálogo para equipar a tu empresa recicladora de plástico ofreciendo las mayores garantías de uso.

Si te encuentras interesado un dudes en contactarnos.

Maquinaria para la producción de pellets PET

El tereftalato de polietileno, más conocido como PET, es un polímero termoplástico lineal que se utiliza principalmente en el envasado de líquidos o alimentos y en la elaboración de fibras.

El PET puede ser procesado múltiples veces, para la obtención de nueva materia prima. El reciclaje de este material se realiza en una planta especializada, equipada con un conjunto de máquinas recicladoras.

A partir del proceso de reciclaje mecánico, se pueden obtener películas, láminas, material triturado o granza (pellets), que se utilizarán en la fabricación de nuevos productos.

 

Leer más

¿Cómo es el proceso de reciclaje?

El término “plástico”, es la expresión que utilizamos de forma habitual para englobar una amplia gama de materiales tanto sintéticos como semi-sintéticos que tienen infinitas aplicaciones en la vida cotidiana e industrial.

El plástico se ha convertido en nuestro aliado para facilitar el envasado, transporte y conservación de toda clase de elementos. También se utiliza en multitud de utensilios, además de encontrarlo en edificios, coches, ropa, telefonía y un largo etcétera.

Tanto es así, que en los últimos treinta años, su uso no ha hecho más que incrementarse y los expertos aseguran que su aumento será exponencial año tras año. Por ello, conocer las fases del reciclado de plásticos es importante para llevar a cabo una tarea cada vez más grande e importante que ayude a la economía circular del planeta.

Leer más